FOTOS DIBUJOS IMAGENES HISTORIA: FOTOS DEL LAGO TITICACA  
 
Un pequeño mar azul-verdoso, rodeado de la belleza de la cordillera de los Andes y donde se destacan las nevadas crestas coronadas de crespones blancos, con tintes rosas. Un lago que se levanta en aguas cristalinas hacia un cielo de azul profundo, iluminado por el radiante astro rey. Las níveas nubes miran desde las alturas un prodigio de la naturaleza. Un lago, aguas transparentes, peces que zigzaguean en sus profundidades. Un regalo para los seres humanos que por siglos de los siglos han contemplado sus aguas, aprovechado de sus recursos y disfrutado de su panorama que, en muy pocos lugares del mundo se pueden ver los colores tornasolados, que en las tardes con asomos de lluvia se reflejan en el arco iris de colores suaves y cadenciosos.
 
El rojo-anaranjado domina el paisaje. El lago, en las tardes crepusculares se parece a una enorme brasa viva. En medio de la hoguera saltan las islas como pequeñas manchas negras, dibujando admirablemente los más pequeños detalles de sus contornos. Una masa de agua que se mece al arrullo del viento, se divide en dos partes geográficas: Un estrecho encajonado al fondo entre dos cerros, que a la distancia se asemejan a dos gigantes que contemplan embelesados la maravilla que abrigan sus bordes.
 
Esa estrechez separa el lago en dos porciones que le dan la imagen de un puerto natural y un mar ancho que se abre hacia la eternidad. La llanura, escueta de árboles, desnuda el verdor tropical, se alarga con tonos plomos y grises que solo abrigan el viento, y el frío titilar de las estrellas. Las llamas y las alpacas y los cuyus (conejos campechanos) deambulan por sus contornos dándole un poco de vida silvestre.
 
El lago Titicaca es todo eso y mucho más. Su angostura es Tiquina y desperdigado en las grandes altipampas de los países andinos Bolivia y Perú, son los dueños mancomunados de esa obra perfecta que, solo puede ser la creación de Dioses del Olimpo Tiawanacota. Esa inmensidad producto del genio de los siglos, ahora se atreve a mostrar sus bellezas e intenta despojarse de los velos que por siglos la han protegido. Hoy pide, exige que deba tener prioridad para ser declarada una de las Maravillas del Mundo.
 
Sus pobladores elevan oraciones, convertidas en plegarias de demanda por que el Lago Sagrado sea signado como una de las siete maravillas del fastuoso planeta. Un reconocimiento a la belleza, a su arquitectura, a sus dones naturales que coronan la fama, que corre a la par de otras obras de la naturaleza o de las manos del hombre que han creado para rendir homenaje a la fastuosidad o el genio productor de fantasías.
 
Titicaca, lago situado en el sector centro-occidental de Sudamérica que, con una extensión de 8.370 km2, mide 196 Km. de longitud y un promedio de 58 Km. de anchura. En la parte más profunda llega a medir 365 m. Sus costas en general recortadas, si bien en algunos sectores se escalonan una serie de terrazas que dan idea de una mayor extensión durante el pleistoceno.
 
Es el más grande del continente sino del planeta. Se encuentra a 3.890 m de altitud, rodeado por las altas cumbres de la cordillera Real al este, y las de la cordillera Occidental peruana, al oeste; constituye el área lacustre navegable más elevado del mundo para barcos de cualquier calado. Sus marinos, nativos de los fríos del lago, se mecen en balsas de totora.
 
Miles de turistas surcan sus aguas en pos de la historia aun escondida de sus montañas, laderas y profundidades. El colorido tornasolado del atardecer, la vegetación y el calor de los nativos adornan el ambiente y los visitantes agradecen al Dios de las eternidades por esta maravilla.
 
La adornan 6 islas, la mayoría de ellas habitadas por los Urus, un pueblo que languidece en esas islas flotantes por generaciones. Se consideran los seres de pechos de bronce a prueba de las inclemencias climáticas. Varias penínsulas, de entre las que destacan las meridionales de Copacabana y Taraco. Bahías, cabos y estrechos. Las principales islas son El Sol y La Luna, además acompañan Esteves, Taquile, Amantan.
 
En cuanto a la fauna que comparten las aguas del lago y sus riberas, se destaca con seguridad la riqueza piscícola del lago Menor respecto al Mayor. Con la introducción de truchas su valor alimenticio ha prosperado. Las márgenes acogen a un buen número de aves acuáticas, además de lánguidos vacunos, lanudos carneros y su fama se refleja con la presencia de la orgullosa llama y la belleza de sus alpacas. A lo lejos el tañido de una quena con alma de pastor, trasmite su corazón a una niña campesina que también pasta sus auquénidos en las vecindades.
 
La Totora, es un tipo de junco que los habitantes del lago utilizan para todo: construcción de canoas (denominadas caballitos de totora) y viviendas; elaboración de utensilios o alimentación del ganado. En la zona del Altiplano existen restos arqueológicos de la época preincaica, pertenecientes a la civilización de Tiahuanaco. Sus poblaciones avecindadas en las proximidades del lago forman ciudades, localidades y comunidades, entre las que cabe destacar Copacabana, Guaqui, Achacachi y Puerto Acosta en Bolivia. Puno, Juliaca, Huancané y Juli que pertenecen a El Perú
 
Los habitantes de Bolivia y El Perú se han propuesto llegar a la meta: El Lago Sagrado de los incas, debe ser coronado con la diadema de una de las Maravillas del planeta tierra. Bolivia histórica, Perú ancestral, Bolivia de procesiones y pagos a la tierra. Del tata Inti y Dios todopoderoso, del piadoso señor Justo Juez de los milagros, la virgencita morena de Copacabana  y la pródiga Pachamama. Perú sincrético, Bolivia andina, Perú amazónico, Bolivia de aromas y colores. Muy sutilmente amarrados en un objetivo común: marchan invocando al mundo el reconocimiento que se merece esa fantástica fuente natural de agua dulce a los casi 4.000 metros de altura.
 
La UNESCO, deberá elegir a las nuevas siete maravillas del mundo. Seis ya han sido declaradas Patrimonio de la Humanidad por esa organización, según el listado del año 2008. Ahora se busca elegir a las nuevas maravillas de la naturaleza o de las obras del ser humano. Allí, indudablemente estará compitiendo el lago Titicaca. Corresponderá a los ciudadanos cultos y amantes de la naturaleza de Bolivia y El Perú, y también del planeta, elegir sus maravillas y allí está, en primera línea el lago maravilloso. 
 
Los sabios, desde Cicerón hasta Gracián, sugerían que es lamentable, que el hombre no se percate de las maravillas que le rodean. Solo el tiempo y la conducción de estos pensadores, llevarán a la humanidad a descubrir nuevos valores
 
. “Lo viejo se derrumba, los tiempos cambian y sobre las ruinas florece la nueva vida”. Schiller
 
Mas abajo un diseño del lago Titicaca
 
 
http://www.depuno.com/imagenes/mapas/mapa-lago-titicaca-map-lake-titicaca.jpg