En Ciudad Guayana, Republica Bolivariana de Venezuela, puerta
norte de la Amazonía, organizaciones y movimientos sociales,
étnicos y culturales de la región Pan-Amazónica, reunidos
entre los días 05 a 08 de febrero de 2004, venimos a expresar
nuestro total apoyo al proceso de transformación y revolución
bolivariana que está teniendo lugar en el país y reafirmar los
compromisos históricos que llevaron a la construcción del Foro
Social Pan-Amazónico (FSPA), sus ideales y luchas por: Paz,
Soberanía e Igualdad.

Este III FSPA es parte de un proceso histórico originado en el
Foro Social Mundial, realizado en el año 2001, que ya ha
producido dos foros en Belém do Pará constituyendo y
articulándose en diversos “Encuentros Sin Fronteras”, como los
que tuvieron lugar en Alto Solimoes (Benjamín Constant) y Boa
Vista, caravanas fluviales y terrestres por las cuales
confluimos en Ciudad Guayana, en la patria de la revolución
bolivariana, procedentes de Manaos, Porto Velho, Belém y
Bogotá. Con mucha alegría acompañamos el nacimiento del Foro
Social de Guyana y del Foro Social de la Selva Central
Peruana, ejemplos claros de la fuerza de nuestro movimiento y
del protagonismo de los pueblos de la floresta.

Creemos posible y necesaria una verdadera integración regional
pan-amazónica, latino-americana y caribeña, sin la cual
nuestro destino será el de la sumisión y el subdesarrollo. Por
lo tanto, las organizaciones miran con esperanza renovada el
nuevo escenario regional favorable a los intereses de los
pueblos, con las victorias políticas ya conquistadas por
fuerzas de izquierdas en Colombia, Venezuela y Brasil, ojalá
serán seguidas también por los pueblos de El Salvador y
Uruguay. Es importante también, en este contexto, la política
adoptada por el gobierno de Argentina en el área
internacional.

Mención especial merece la histórica resistencia cubana al
ilegal y criminal embargo, político y económico de los Estados
Unidos contra Cuba, ante el cual declaramos la total y
resuelta condena y toda nuestra solidaridad con el pueblo
cubano. Además en este momento en que, haciendo de las
nociones mas básicas del derecho humano e internacional un
herido de muerte, y mediante acusaciones escandalosamente
falsas de los hechos concretos, los cinco compañeros cubanos
son encarcelados por culpa de salvar vidas inocentes de los
ataques de la mafia terrorista emplazada en Miami.

Los pueblos de la Pan-Amazonía, América Latina y Caribe
organizaciones populares y sociales deben ser protagonistas de
su propio destino, en este sentido, reafirmamos nuestro
compromiso con el derecho al reconocimiento jurídico formal de
todos los territorios indígenas y de quilombolas, bien como
por la autodeterminación de los pueblos y para que un mundo
sin colonias sea posible: Guyana debe liberarse del yugo
colonial francés, así como Puerto Rico de los EEUU. Aunque
lejos de nuestra región, el derecho a la soberanía y a la
autodeterminación es también una exigencia irrenunciable para
el País Vasco (Euskal Herria) y todas las naciones y pueblos
sin estado en el mundo.

Vemos con especial preocupación el conflicto en Colombia,
donde está teniendo lugar la más grave y mayor ingerencia
política y militar de los Estados Unidos, que no tiene
vergüenza en declarar su pretendido derecho de guerrear por
anticipación contra todos los pueblos del mundo con el
objetivo de mantener el padrón de consumo de una parte de su
población. Nos ponemos radicalmente contra el proceso de
militarización por el que pasa Latinoamérica, a través del
Plan Colombia y de la dispersión de bases militares
norteamericanas en nuestros países. Por esto, saludamos la
decisión del Gobierno Brasileño de no permitir la perdida de
su soberanía permitiendo el alquiler de la Base de Alcantara y
declaramos nuestra posición a favor de una solución política
negociada que se base en la resolución de las causas
estructurales del conflicto colombiano.

Saludamos al vigoroso alzamiento indígena y popular boliviano
que logro expulsar a Gonzalo Sanchez de Lozada, principal
representante del Neoliberalismo en América Latina para
permitir la convocatoria a la Asamblea Constituyente para la
refundación de Bolivia, bajo los principios y fundamentos de
las culturas andinas y amazonicas.

Observamos con atención, apoyo y solidaridad la actividad y
movilización de las organizaciones populares y sociales
ecuatorianas que ya anuncian una gran marcha popular contra la
política que, contradiciendo programa, alianzas y acuerdos,
viene implementando el gobierno de Lucio Gutiérrez. Expresamos
nuestra más contundente condena del atentando del que fue
víctima el presidente de la Confederación de Naciones
Indígenas de Ecuador, Leonidas Iza, con el cual intentan
amedrentar al movimiento indígena y popular ecuatoriano, al
tiempo que deseamos y esperamos la más pronta recuperación de
los familiares golpeados en el citado atentado.

Reafirmamos una vez más nuestra decisión, ya tomada en el II
Foro Social Pan-Amazónico de lucha total contra el ALCA,
expresando nuestro deseo de involucrar nuestras actividades
con los planes de acción afirmados por el III Encuentro
Hemisférico de Lucha Contra el ALCA, así como con los planes
de lucha continentales y mundiales en contra la OMC y las
transnacionales, que en su reto de reafirmar una visión de la
humanidad como mercancía, se ponen en contradicción visible a
todos los ideales humanistas que constituyen las fibras mismas
de los lazos que unen nuestras luchas y sueños.

Llamamos así mismo a la movilización del conjunto de las
organizaciones sociales y populares de la Pan-Amazonía para
participar de forma protagonista y activa en el I Foro Social
de las Américas que tendrá lugar en el próximo mes de julio en
la capital de Ecuador, Quito.

Nosotros, indígenas, “cafuzos”, “mamelucos”, afro-
descendientes y “quilombolas”, trabajadores y trabajadoras
urbanos, rurales y extractivitas, “ribeirinhos”, que vivimos
en las ciudades, en los ríos y en las florestas, luchamos por
la vida y por la garantía de los derechos humanos. La Pan-
Amazonía no es una mercancía, sus recursos naturales deben
estar al servicio de los pueblos, respetando el medio ambiente
y sus poblaciones.

Contra todo tipo de biopiratería, reafirmamos la necesidad del
respeto y la garantía de la distribución de los beneficios por
el uso de los recursos y conocimientos de las poblaciones
tradicionales.

Invitamos a todas y todos las personas, activistas y
militantes sociales y políticos a participar en el IV Foro
Social Pan-Amazónico, que se realizará en Manaos, corazón de
la Amazonía y tierra de Ajuricaba (indio guerrero que luchó
contra la invasión y dominación portuguesa), el próximo mes de
enero de 2005.

Firman:
Grupo de Trabajo Amazónico-GTA (Brasil)
Central Única de los Trabajadores-CUT (Brasil)
Asociación Brasileña de ONGs-ABONG (Brasil)
Pastorales Sociales de la Iglesia, CNBB (Brasil)
Universidades de la Amazonía-UNAMAZ
Unión Nacional de los Estudiantes de Brasil – UNE (Brasil)
…….