Con miras a construir una estrategia común de partidos y movimientos de izquierda progresistas frente a la restauración conservadora en América Latina y el Caribe, este 29 de septiembre, se inauguró en Quito el Encuentro Latinoamericano Progresista (ELAP 2014), convocado por el movimiento político gobernante de Ecuador, Alianza PAIS (Patria Altiva i Soberana). Representantes de unos 35 partidos o movimientos de la región participan en el evento, que incluye a invitados de tres partidos europeos.
 
En el acto inaugural, Rafael Correa, presidente del Ecuador y de PAIS, enfatizó que “hoy hay una restauración conservadora en marcha”. Reconoció los grandes avances en Ecuador y América Latina, pero advirtió que “no hemos logrado todavía la prevalencia del poder popular sobre las élites. Todo puede ser revertido, y claramente existe una reconstitución de las fuerzas de derecha; se han recuperado del aturdimiento en que las dejó el estruendoso fracaso del neoliberalismo y el surgimiento de gobiernos patriotas y progresistas”. Estas fuerzas ya están articuladas nacional e internacionalmente, afirmó, con estrategias de poder y con la complicidad de la prensa nacional e internacional “y de los países hegemónicos de siempre”.
 
Correa enumeró diversos ejemplos del neocolonialismo en la región, incluyendo, entre otros, los Tratados de Protección Recíproca de Inversiones, que reconocen a las corporaciones transnacionales derechos por encima de los Estados; o el plan anunciado por Obama para “construir líderes de la sociedad civil” en la región. Destacó a la integración regional como la oportunidad para una “segunda y definitiva independencia”, destacando la importancia de construir la nueva arquitectura financiera, con independencia del Norte, y la necesidad de que la región construya conocimiento propio para romper con la dependencia. La Comunidad Latinoamericana y Caribeña (CELAC) debe convertirse en el espacio propio para resolver conflictos regionales -afirmó el Presidente-, precisando que de mantenerse la Organización de Estados Americanos (OEA), debería ser para que América Latina y el Caribe en bloque puedan resolver sus diferencias con los países del Norte del continente.
 
Por su parte, Guillaume Long, Presidente de Relaciones Internacionales de Alianza PAIS, refiriéndose a las estrategias de la derecha, expresó preocupación por el sabotaje a la integración, como también por las agencias internacionales (gubernamentales o no) que “buscan la balcanización de nuestros países”. Destacó, además, que la derecha se ha dado cuenta que tiene que disfrazarse para ganar, y que está buscando una nueva imagen para atraer a la juventud. En este marco, advirtió que existe una disputa en torno al sentido de la libertad, donde las izquierdas deben defender su sentido emancipatorio.
 
Durante dos días, seis mesas de debate abordarán temas como: soberanía e integración regional, geopolítica, medios de comunicación, la lucha contra el capital financiero, la izquierda en el poder y neogolpismo.
 
El ELAP 2014 tiene como propósitos consolidar un grupo de trabajo permanente de partidos, movimientos, frentes y organizaciones de izquierda progresista, que construya una estrategia común frente a la restauración conservadora y sus implicaciones en la región; como también generar un espacio de reflexión y articulación ideológica para los gobiernos de izquierda latinoamericanos.
 
¿En qué se relaciona, o se diferencia, el ELAP con el Foro de Sao Paulo? En respuesta a la pregunta que planteamos en una rueda de prensa, los organizadores señalaron que son espacios afines (y el FSP está presente en ELAP); pero que la principal diferencia reside en que el ELAP convoca principalmente a partidos y movimientos que ejercen el poder, o están cercanos a él, y eso es lo que caracterizará el debate.
 
En una línea similar, en días anteriores al ELAP 2014, se anunció la conformación en Ecuador de la alianza política Unidos, que agrupa a 15 organizaciones políticas nacionales y locales, para respaldar y consolidar a la Revolución Ciudadana. El ELAP 2014 culminará el martes 30 con un gran acto en el centro de Quito, en conmemoración del 30S (el intento de golpe en Ecuador del 30 de septiembre de 2010).